Vamos, conoce la amigdalitis, desde los ingredientes naturales hasta el tratamiento médico.

Aunque es común en los niños, la amigdalitis también puede afectar a los adultos y puede ser muy incómoda.

Entonces, antes de discutir más sobre los medicamentos para la amigdalitis, averigüemos primero qué es la amigdalitis y cuáles son las características de la amigdalitis. Aquí está la reseña completa

¿Qué es la amigdalitis?

Amigdalitis o en términos médicos, la amigdalitis es una afección en la que las amígdalas se infectan. Esta condición puede ser causada por una infección viral o bacteriana.

En general, hay tres tipos de amigdalitis, a saber, aguda, crónica y recurrente. En la amigdalitis aguda suele durar unos 10 días, mientras que el tipo crónico suele durar más.

Mientras que el tipo recurrente es la amigdalitis que ocurre varias veces. Un indicador de amigdalitis es que ocurre al menos de 5 a 7 veces al año.

Estas son las características generales de la amigdalitis:

  • Dolor de garganta
  • Dolor al tragar
  • Mal aliento
  • Voz ronca o ronca
  • Fiebre
  • Escalofríos
  • Dolor de oidos
  • Dolor de cabeza
  • Rigidez en el cuello
  • Dolor de estómago
  • El dolor de mandíbula y cuello debido a la amigdalitis hace que los ganglios linfáticos se inflamen
  • Las características típicas de la amigdalitis son las amígdalas que se ven rojas e hinchadas.
  • Y las amígdalas se ven amarillas o blancas

Si bien las características de la amigdalitis en los niños, es decir, el niño se vuelve más irritable, más difícil de comer o pierde el apetito y la salivación excesiva.

Si experimentas los síntomas de la amigdalitis, puedes probar con remedios naturales o tratamientos caseros, pero si tu condición no mejora, puedes consultar a un médico o al hospital más cercano.

La elección de remedios naturales o medicamentos para la amigdalitis en la farmacia lo ayudará a lidiar con la hinchazón y el dolor debido a la amigdalitis. Aquí hay varias opciones de medicamentos, que van desde remedios naturales hasta tratamientos médicos para la amigdalitis.

Leer también: Lleno de fibra y proteínas, es por eso que la quinua debe incluirse en su dieta diaria

Remedio natural para las amígdalas.

Algunas personas mejoran solas o con atención domiciliaria, pero algunas necesitan un tratamiento especial. Hay una serie de remedios caseros que pueden tratar o reducir eficazmente los síntomas de la amigdalitis, incluidos los siguientes:

1. Haga gárgaras con agua salada como medicina para las amígdalas

Uno de los remedios naturales para las amígdalas es el agua salada. Hacer gárgaras con agua salada o agua salada tibia puede ser un remedio para las amígdalas inflamadas. También ayuda a aliviar el dolor de garganta y el dolor causado por la amigdalitis.

Revuelva aproximadamente 1/2 cucharadita de sal en aproximadamente 4 onzas de agua tibia, revolviendo hasta que la sal se disuelva. Puede hacer gárgaras durante unos segundos y luego escupirlo, luego enjuagarse la boca con agua corriente.

2. Pastillas para la garganta (pastillas)

Pastillas es una pequeña tableta medicinal, generalmente en forma de pastilla, para pastillas y puede usarse como remedio para las amígdalas inflamadas. Algunas de estas tabletas o pastillas están hechas con propiedades antiinflamatorias naturales o ingredientes que pueden aliviar los dolores de garganta.

Pastillas los que contienen regaliz suelen tener fuertes beneficios antiinflamatorios, ayudando a aliviar el malestar y la hinchazón en las amígdalas y la garganta.

Sin embargo, pastillas no se puede utilizar como medicamento para las amígdalas en niños. Por riesgo de asfixia. Recomendamos el uso de un aerosol para la garganta como medicamento para las amígdalas en los niños.

3. Té caliente con miel cruda

Las bebidas calientes como el té pueden ser un buen remedio para la amigdalitis. El té puede ser un remedio a base de hierbas para las amígdalas, ya que ayuda a reducir el malestar causado por la amigdalitis.

La miel cruda también puede ser una opción para las medicinas a base de hierbas para las amígdalas, que se agregan al té. Se cree que la miel tiene fuertes propiedades antibacterianas, además de ayudar a tratar infecciones.

Puedes beber té caliente, con una mezcla de miel. El té con una mezcla de ciertas hierbas también puede fortalecer los beneficios, como el té y el jengibre.

Esta mezcla de medicina herbal para las amígdalas tiene fuertes propiedades antiinflamatorias. También puede mezclar el té con hinojo, lo que puede ayudar a reducir la inflamación.

4. Helados o bebidas heladas como remedio natural para las amígdalas

La naturaleza del resfriado también puede ser eficaz para tratar el dolor, la inflamación y la hinchazón que acompañan a la amigdalitis. Por lo tanto, el helado, los cubitos de hielo o las bebidas heladas pueden ser un medicamento para las amígdalas en los niños. Esta puede ser una alternativa si el niño no quiere usar otros tratamientos.

Tratar las amígdalas con helado no es solo para niños pequeños. Los adultos también pueden aprovechar este helado o bebida helada para tratar la amigdalitis.

5. Humidificador

Otro remedio para las amígdalas hinchadas por inflamación que puedes aplicar es un humidificador de aire humidificador. Esto puede ayudar a aliviar el dolor de garganta si el aire a su alrededor está seco o si tiene la boca seca debido a una amigdalitis.

El aire seco puede irritar la garganta y un humidificador puede ayudar a aliviar las molestias en la garganta al agregar humedad al aire.

Mantenga húmedo el aire a su alrededor cuando sea necesario, especialmente cuando duerma por la noche hasta que desaparezca la amigdalitis.

Para apoyar la atención domiciliaria, también debe prestar atención a lo siguiente:

  • Suficiente descanso
  • Asegurar líquidos adecuados, para mantener la garganta húmeda y prevenir la deshidratación.
  • Consumir comida o té caliente con miel, hielo y otros.
  • Mantenga su hogar libre de humo de cigarrillo y otros productos que pueden irritar la garganta.

Leer también: Tenga cuidado, esto es un riesgo si fuerza a su pene a aumentar

Medicamentos con receta médica o acción médica.

En determinadas condiciones, la atención domiciliaria puede no ser suficiente y es posible que necesite medicamentos especiales u otras medidas médicas, como las siguientes:

Medicina para la amigdalitis. Fuente de la foto: www.healthdirect.gov.au

Drogas medicas

Medicina para la amigdalitisDependerá de la causa de la inflamación de las amígdalas. Por ejemplo, para la amigdalitis causada por bacterias, el médico generalmente prescribirá antibióticos.

Penicilinatomado durante 10 días es un ejemplo del tratamiento antibiótico más común prescrito como amigdalitis no quirúrgica, que es causada por una infección bacteriana (estreptococo del grupo A).

Si bien la amigdalitis causada por un virus, generalmente requiere un programa especial, y debe consultar a un médico al respecto. Por lo general, el médico esperará los resultados de la prueba para saber con certeza qué tipo de amigdalitis tiene.

Para aliviar el dolor de la amigdalitis con infección viral, es probable que el médico recomiende un analgésico. Estos analgésicos incluyen medicamentos para la amigdalitis de venta libre, como acetaminofén (Tylenol) o ibuprofeno (Advil). Ambos incluyen medicamentos que se pueden comprar sin receta médica.

La amigdalectomía sin cirugía generalmente determinará el siguiente curso de acción. Si la afección no mejora, se puede realizar una amigdalectomía.

Operación de elevación

El médico podría sugerir cirugía de lifting, solo si la afección de la amigdalitis parece grave o no mejora a pesar de tomar medicamentos. O hay una condición inflamatoria recurrente.

Otra consideración podría ser que ha causado otros problemas, como problemas respiratorios y la infección se ha extendido a otras áreas, por lo que la cirugía es el tratamiento recomendado.

Algunos de los métodos operativos incluyen el uso de láseres, ondas de radio, energía ultrasónica y agujas calientes.

Lo que debe subrayarse, la extirpación quirúrgica es la última opción, porque implicaciones negativas y se deben evitar y considerar los efectos a largo plazo de la cirugía.

Prevención de la amigdalitis.

Lavarse las manos es importante para ayudar a prevenir la propagación de virus y bacterias que causan amigdalitis.

Además, también puede evitar el contacto cercano con cualquier persona que tenga amigdalitis y no haya tomado medicamentos o no se haya recuperado.

Por lo tanto, información sobre las opciones de tratamiento de la amigdalitis, que van desde opciones de medicina natural, medicamentos médicos no quirúrgicos hasta procedimientos quirúrgicos.

¿Tiene otras preguntas sobre la salud? Consulta tus problemas de salud y tu familia a través de Good Doctor en servicio 24/7. Nuestros socios médicos están listos para brindar soluciones. ¡Vamos, descarga la aplicación Good Doctor aquí!