No solo medicamentos, estos son 7 antibióticos naturales que son fáciles de encontrar en casa

Puede obtener antibióticos no solo a través de medicamentos. Hay muchos antibióticos naturales que puedes encontrar fácilmente en casa.

Los antibióticos, también conocidos como antibacterianos, son medicamentos que destruyen o ralentizan el crecimiento de bacterias.

Para obtener más información sobre los antibióticos naturales y dónde podemos conseguirlos, considere la siguiente revisión.

Conociendo los antibióticos

Se pueden usar antibióticos para tratar enfermedades causadas por bacterias. Sin embargo, los antibióticos no pueden tratar infecciones virales, como resfriados, gripe y tos.

Inicialmente, los antibióticos eran sustancias producidas por un microorganismo que inhiben selectivamente el crecimiento de otros microorganismos.

Hoy en día existen muchos tipos de antibióticos (o medicamentos) sintéticos que se pueden comprar gratuitamente en las farmacias.

Vienen en varias formas, que van desde tabletas, cápsulas, jarabes, líquidos inyectables hasta cremas, lociones, aerosoles y gotas.

Los antibióticos son medicamentos que se administran con receta médica. El consumo debe ser acorde con la dosis para que las bacterias que infectan el cuerpo mueran por completo.

Antibióticos naturales fáciles de encontrar

Además de estar en forma de productos sintéticos, también puede encontrar fácilmente antibióticos naturales a partir de ingredientes que tiene en casa. También se puede confiar en estos ingredientes como un remedio natural para combatir las infecciones bacterianas en el cuerpo.

A continuación, se muestran algunos ejemplos de ingredientes que contienen antibióticos:

1. Ajo

El primer ingrediente antibiótico natural es el ajo, que la gente suele utilizar como especia de cocina. No solo el ajo crudo, el extracto de ajo también tiene beneficios antimicrobianos que no son menos buenos.

Estudio muestra que el ajo es un remedio natural para las infecciones bacterianas como Salmonella y Escherichia coli (E. coli).

Incluso se ha considerado el uso del ajo como tratamiento para la tuberculosis resistente a varios fármacos.

Puedes comprar extracto de ajo o hacer tu propia mezcla remojando unos dientes de ajo en aceite de oliva.

Lea también: 12 beneficios del ajo para la salud: desde superar la gripe hasta prevenir el cáncer

2. Miel

Desde la época de Aristóteles, la miel se ha utilizado como ungüento para ayudar a curar heridas y prevenir o eliminar infecciones. Se sabe que la miel de Manuka tiene los mayores beneficios para la salud.

El contenido de peróxido de hidrógeno en la miel tiene una función antibacteriana.

Además, la miel tiene un nivel de pH bajo. Esto sirve para eliminar la humedad de las bacterias, lo que hace que las bacterias se deshidraten y mueran.

Para usar la miel como antibiótico, aplíquela directamente sobre la herida o el área infectada. La miel puede ayudar a matar las bacterias y al proceso de curación.

Lee también: Además de poder bajar el colesterol, estos son los beneficios para la salud de la miel que debes conocer

3. Orégano

El carvacrol es una sustancia que se encuentra en el aceite esencial de orégano. Este ingrediente tiene importantes propiedades terapéuticas que pueden activar la curación en el cuerpo cuando se inhala.

También se dice que el aceite de orégano puede ayudar a curar las úlceras de estómago y reducir la inflamación.

Para tratar las infecciones fúngicas de la piel, agregue una gota de aceite esencial de orégano por cucharadita de un aceite como el aceite de oliva o de coco. Aplica la mezcla en la zona afectada.

Además, también se cree que el orégano estimula el sistema inmunológico y actúa como antioxidante.

4. Aceite de extracto de tomillo

Al igual que el orégano, el tomillo es uno de los ingredientes culinarios que ha demostrado tener fuertes propiedades antibacterianas cuando se procesa en aceites esenciales, por lo que el aceite del extracto de tomillo puede funcionar como un remedio natural para las infecciones bacterianas.

Los investigadores encontraron que el aceite esencial de tomillo mostró capacidad contra cepas de bacterias resistentes a los antibióticos probadas.

5. Jengibre

Puede obtener otros antibióticos naturales del jengibre. Varios estudios, incluido uno publicado en 2017, ha demostrado la capacidad del jengibre para combatir muchos tipos de bacterias.

Los investigadores también están explorando el poder del jengibre para combatir el mareo y las náuseas y para reducir los niveles de azúcar en sangre.

Lea también: ¡Varios beneficios del jengibre para la salud, previenen la infección del cáncer!

6. Clavo

Otra especia, el clavo, también se conoce como ingrediente que contiene antibióticos. El clavo se ha utilizado tradicionalmente como remedio natural para las infecciones bacterianas.

Un estudio afirma que el extracto de agua de clavo puede ser eficaz contra una amplia variedad de bacterias, incluidas E. coli.

7. Anís

AnísPimpinella anisum) es un condimento con sabor a regaliz que se utiliza a menudo como aromatizante en postres y bebidas.

Entre sus muchos beneficios para la salud, se ha demostrado que el anís inhibe el crecimiento de bacterias y hongos.

Lea también: Beneficios del clavo para la salud: cuide la condición de la boca al hígado

Hay varias opciones de antibióticos naturales que puede encontrar en casa. Si tiene dudas sobre el uso de remedios naturales o tiene otros medicamentos que deben tomarse juntos, primero puede consultar con su médico.

Consulta tus problemas de salud y tu familia a través del servicio Good Doctor 24/7. Nuestros socios médicos están listos para brindar soluciones. ¡Vamos, descarga la aplicación Good Doctor aquí!